Costa Oeste EEUU

El relato de nuestro viaje por la Costa Oeste de Estados Unidos lo comienzo antes de viajar, mientras busco información en las webs y foros…

La mayoría de las veces que emprendemos un viaje viene precedido de una preparación mas o menos minuciosa (dependiendo del destino y del tiempo con el que contemos) con la cual se disfruta enormemente, por lo menos nosotros lo hacemos… 

Hemos decidido viajar a Estados Unidos justo dentro de una semana y no tenemos nada preparado esta vez…nos ponemos a buscar vuelos baratillos para la zona Oeste, el destino nos da igual, visitamos mogollón de webs de viajes y vuelos y finalmente lo encontramos: vuelo Madrid-San Francisco con escala en Philadelphia ida y vuelta 1156 € los dos, el mejor precio que hemos encontrado, salida el 08/04/2008 regreso 20/04/2008…lo reservamos sin mas y así nos dejamos asegurada una nueva aventura…

Lo siguiente que tenemos que hacer…planear nuestro viaje. Tras darle algunas vueltas decidimos que en los 12 días que contamos entre vuelo y vuelo  vamos a hacer lo siguiente:

  • San Francisco (llegada el  08/04 a las 21) coger coche y dormir
  • Día 09/04 San Francisco 
  • Día 10/04 San Francisco y Alcatraz, dormir en San Francisco
  • Día 11/04 Yosemite entero, dormir en camino hacia Las Vegas
  • Día 12/04 Posibilidad de ver Death Valley, llegar a las Vegas, pasar la tarde y dormir allí
  • Día 13/04 Las Vegas
  • Día 14/04 Las Vegas 
  • Día 15/04 Gran Cañon, Ruta 66 y dormimos en motel en carretera camino a Los Angeles
  • Día 16/04 Los Angeles
  • Día 17/04 Los Angeles, Santa Monica, Venice…..
  • Día 18/04 salimos camino a San Francisco pasando por varios sitios de la costa

*Malibú

*Santa Bárbara

*Monterrey, dormimos en San Francisco

  • Día 19/04 Volvemos a España aunque llegamos a las 7h del dia 20/4 a Madrid

Bueno, pues ya tenemos vuelos y planning ahora nos ponemos a buscar empresas de alquiler de vehículos a ver que encontramos por ahí…para ello nos ayudamos del foro www.losviajeros.comen el que siempre encontramos mucha gente interesante y sobre todo información muy muy útil, como en este caso…. muchos de los foreros cuentan sus experiencias con los distintos vehículos que han alquilado y facilitan un montón de webs donde consultar los vehículos y precios de alquileres. Después de ponernos a buscar y buscar por distintas webs nos damos cuenta que www.ealquilerdecoches.esofrece lo que buscamos, kilometraje ilimitado (para hacer muchas millas como tenemos pensado), que no todas las webs lo ofrecen, seguro, segundo conductor, etc… en una gama económica nos salía  260 € precio bastante bueno en comparación con otras páginas, así es que llamamos por teléfono y lo dejamos reservado. La empresa es bastante fiable, la atención telefónica es muy buena, te explican todas las opciones para que elijas la que mejor se adapte a tus necesidades y no te cobran fianza ni nada. Nos envían el vale de reserva por mail y nos indican que a nuestra llegada tenemos que recoger el coche en Álamo, bien, pues otra cosa mas que tenemos hecha… a ver que es lo siguiente… claro!!!!! hacernos con un GPS, cosa muy importante para viajar con tranquilidad y aprovechar el tiempo…de eso se encarga Miguel, que le encantan los aparatejos y en un plis plas se hace con los mapas de EEUU para instalarlos en su PDA… alquilar un GPS en EEUU es otra opción, pero es bastante cara…

Una de las cosas que mas ilusión nos hace de este viaje es visitar la famosa Cárcel de Alcatraz en San Francisco, así es que como todo el mundo comenta por los foros que es preferible comprar las entradas con antelación (aunque en estas fechas no es imprescindible) nos hacemos con ellas a través de www.alcatrazcruises.comnos cuesta cada entrada 24,50 $ (alrededor de 15 € por persona), lo mismo que valen en taquilla pero bueno, teniéndolas desde aquí nos evitamos sorpresas de ultima hora…

Por último nos ponemos a mirar alojamientos en las distintas zonas que vamos a visitar, tras dedicar varias noches después del curro a buscar alojamientos que estén bien de precio decidimos alojarnos en el America´s Best Inn Fisherman,s Wharf (www.vannessinn.com) está bien situado cerca de la zona de Fisherman Wharf, tiene parking e incluye desayuno, nos salen las tres noches por 253 $ (unos 158 € los dos), no está nada mal ….

Para el alojamiento en Los Ángeles y en los trayectos decidimos dejarlo a la aventura e ir contratándolos sobre la marcha…que sea lo que Dios quiera!!!!

El que si que contratamos también por Internet fue el alojamiento de Las Vegas. Mirando algún hotel que estuviera en la zona del Strip y que no se subiera mucho de precio encontramos el Sahara (www.saharavegas.com) encontramos una oferta bastante buena a través de la pagina www.hotels.comen la que nos sale las tres noches a los dos por 161,99 €.

Ya tenemos todo listo, maletas preparadas, que no se nos olviden los adaptadores para los enchufes!!!!, pasaportes, permisos de conducir (el B1 que tenemos en España es totalmente válido para conducir allí, no hace falta llevar el carnet internacional), cámara de fotos y… lo mas importante, un montón de ganas de descubrir nuevos mundos!!!!!!!!

SAN FRANCISCO

Día 8/04/2008 (1º día)

El día 08 a las 5h de la mañana empezó a sonar el despertador, terminamos de preparar las cuatro cosas que nos quedaban y a las 6.30h ya estábamos subidos al tren camino a Madrid. El día fue bastante largo porque aunque el vuelo salió a su hora con los cambios de hora se descontrola un montón el cuerpo y ya no sabes ni donde estás. Salimos a las 13.05h desde Barajas con US Airways, el avión bastante amplio y cómodo y el servicio muy bueno.

Siete horas y algo mas tarde llegábamos a Philadelphia cuando allí era medio día. Esperamos un par de horas y otra vez embarcamos rumbo a San Francisco, nos tiramos todo el viaje durmiendo así es que prácticamente no nos enteramos del vuelo, a las 21.15h aterrizábamos en el aeropuerto de San Francisco (SFO).

En el aeropuerto tienen mogollón de seguridad en cuanto bajas ya están por allí los policías con los perros olfateándote por todos lados, en inmigración, al contrario de lo que nos pasó en New York, sin problemas, nos hicieron la típicas preguntas de siempre: cuando fue la ultima vez que vino a USA??para que viene?? etc, etc, etc…. nos tomaron las huellas, la foto y ale, a recoger las maletas…

Una vez teníamos nuestro equipaje con nosotros nos fuimos directos a la zona de alquiler de vehículos buscando Álamo, que era la empresa en la que teníamos que recoger el coche.

Hicimos las gestiones pertinentes y nos asignaron un vehículo (un Pontiac G6) de categoría superior al que habíamos pedido porque ya no quedaban de la gama económica, así es que fenomenal!!!!!! Le colocamos el GPS (es imprescindible desplazarse con el GPS en estas ciudades para ahorrar tiempo sobre todo y evitar liarse por las amplias carreteras que tienen) y practicamos un poco con el tema de las marchas de coche, ya que al ser automático no sabíamos muy bien como iba la cosa y al principio te da un poco de yuyu pero en unos minutos te das cuenta que es lo mejor que han inventado…vaya cosa mas cómoda de coche!!!! si va solo!!!

Salimos del aeropuerto y al ratillo nos encontrábamos enfrente del hotel en el que habíamos reservado, el America´s Best Inn Fisherman,s Wharf, dejamos el coche en el parking gratuito del hotel e hicimos el check in. 

El hotel estaba bastante bien, la habitación bastante espaciosa y limpia, con un cuarto de baño bastante grande y sobre todo, está bastante bien situado, cerca de Fisherman Wharf…

Estábamos reventados después de estar todo el día viajando, así es que, aunque nos pensábamos que igual con el cambio de hora nos íbamos a desvelar, nos metimos a la cama y no abrimos el ojo hasta la mañana siguiente…

Día 9/04/2008 (2º día)

Sobre las 6.00h  nos despertamos y poco después de las 7.00h ya estábamos en la recepción pidiendo nuestro desayuno el cual lo servían allí mismo… café, té de diferentes sabores, Muffins y donuts…no estaba mal… cogimos un mapa de la ciudad en la recepción de hotel y nos subimos al coche para empezar a descubrir San Francisco.

Lo primero que hicimos es dirigirnos a Twin Peaks, el día era bastante bueno y estaba despejado así es que subimos a una de las colinas y disfrutamos de unas vistas estupendas de todo San Francisco.

Aunque allí arriba hacía muchísimo viento y empezó a aparecer un poquito de neblina nos dio tiempo a tomar algunas fotos donde ya empezaban a verse las empinadas calles típicas de San Francisco, el Golden Gate justo a nuestra izquierda… 

Merece la pena subir ya que son las mejores vistas de la ciudad que se tienen, eso sí, subir en coche…

Desde allí nos fuimos a Castro, también conocido como Eureka Valley que es donde se concentra la comunidad homosexual de San Francisco, aparcamos el coche puesto que había un montón de aparcamiento libre por las distintas calles del distrito y estuvimos un rato paseando…

El distrito de Castro en si no tiene nada en especial a excepción de infinidad de sex shops y tiendas de artículos eróticos, banderas gays adornando las farolas a lo largo de las calles, pintadas en algunas paredes con la bandera gay y la historia de Castro…

Cuando fuimos nosotros como era bastante temprano tampoco había mucho movimiento…

Después de un rato caminando volvimos al coche de nuevo y nos dirigimos hacia el barrio Hippie Haight-Ashbury, el cual todavía conserva el ambiente “flower power” de los años 60.

Paseando por el se descubren infinidad de paredes pintadas de colores vivos y en el tramo de Masonic a Stanyan hay mogollón de cafés, restaurantes económicos, librerías, tiendas con ropa de segunda mano, etc…

Desde Haight-Ashbury nos dirigimos hacia Alamo Square en busca de las famosas casas victorianas que han salido en infinidad de películas y series y cuyas fotos habíamos visto tantas veces por internet…después de dar unas cuantas vueltas, allí estaban…aparcamos el coche (sinceramente hay un montón de sitios para aparcar en San Francisco, no es, para nada, una ciudad incomoda para circular con el coche) y nos fuimos a hacer unas cuantas fotos de las llamadas “Siete Hermanas”, las siete casas victorianas construidas en 1800 situadas frente al parque (Alamo Square) por el lado de Steiner St.

Las mejores vistas las tenemos en el cruce de las calles Steiner y Hayes ya que se ven las casas con el paisaje de San Francisco por detrás y salen unas fotos espectaculares.

Estuvimos paseando por el parque disfrutando de las vistas, tomando un montón de fotos y comiéndonos un bocadillo aprovechando el buen día que hacía…

Después de tomar el tentempié seguimos descubriendo esta bonita ciudad que poco a poco nos iba enganchando…

Decidimos ir a ver de cerca el Golden Gate, así es que volvimos al coche y con ayuda del GPS partimos rumbo al famoso puente.

De camino vimos indicaciones de Baker Beach y decidimos pasar por esta playa sin saber que encontraríamos una de las vistas mas bonitas del Golden Gate…

Aparcamos el coche en el parking de la playa y bajamos justo a la orilla a tocar el Océano Pacífico (el frío Océano Pacífico) y fue cuando descubrimos que justo a la derecha teníamos unas vistas impresionantes del Golden Gate. Hicimos un montón de fotos, paseamos un rato por la playa  y un rato mas tarde, proseguimos.

Conforme nos íbamos acercando con el coche al Golden Gate mas miedo nos daba lo que nos podíamos encontrar, ya que coincidía que ese mismo día estaba la antorcha olímpica en San Francisco y habían anunciado por televisión que habría protestas y follones por el tema del Tibet y el Golden Gate era uno de los puntos donde podía haber conflicto.

Encontramos un parking gratuito, dejamos el coche y nos pusimos a pasear camino al Golden Gate. No había ni rastro de los manifestantes…no sabíamos donde se habrían metido finalmente ni si habrían podido sacar la antorcha al final…pero bueno, mejor para nosotros ya que la zona estaba bastante tranquila. Había mucha gente caminando o paseando en bicicleta. Mientras nos acercábamos al puente sacamos un montón de fotos desde diferentes puntos, después nos pusimos a caminar cruzando el puente hasta el final.

El Golden Gate une San Francisco y Marin County y tiene una longitud aproximada de 2,7 Km, así es que ya os podéis imaginar la caminata que nos pegamos…pero merece la pena, las vistas de la bahía y de la cárcel de Alcatraz son muy bonitas.

Una cosilla curiosa: si paseáis por el Golden Gate fijaros, cada cierto tiempo os vais a encontrar con teléfonos y carteles del teléfono de la esperanza que ofrecen ayuda por si a alguno se le ocurre irse al puente y saltar… 

A la vuelta pasamos por la tienda de souvenirs que hay justo a la entrada del puente y allí decidimos cruzar en coche el Golden Gate y dirigirnos a Sausalito. Mucha gente hace este recorrido en bicicleta y luego vuelve desde Sausalito a San Francisco en Ferry pero hacía bastante viento por lo que decidimos ir en coche y de paso aprovechar y visitar también Muir Woods y sus famosas Secuoyas.

Así es que, cerca del medio día cruzamos el puente rumbo a Sausalito, es una villa pequeña muy bonita, aparcamos el coche y paseamos un rato, las vistas de San Francisco desde Sausalito son muy bonitas. 

En Sausalito hay un ambiente hippie-pijo… puedes encontrar mogollón de tiendas y también artistas pintando e incluso, como nosotros a un perro con gafas tocando la guitarra alegremente…

Comimos en una hamburguesería (Hamburguers, 737 Bridgeway) en la que alguien del foro aseguraba que se comían unas hamburguesas deliciosas. Es un local muy pequeñito que está en la plaza que hay justo enfrente de la zona donde se cogen los ferrys en Sausalito, los camareros son todos mejicanos (por lo menos cuando nosotros fuimos) y hacen las hamburguesas como a la brasa y son bastante grandes, están buenas aunque para nosotros, que no somos de comer muchas hamburguesas, nos resultó un poco pesada la comida…

Seguimos nuestro camino dirección a Muir Woods y en unos minutos llegamos. La carretera conforme te vas acercando es mas estrecha y con curvas pero se conduce bien.

Para aparcar el coche no hay problema, hay parking gratuito, dejamos el coche, pagamos la entrada (5dolares)y nos dieron un mapa del parque con varios recorridos unos mas largos y otros mas cortos  para hacer, según el tiempo que tengas. A nosotros nos apetecía bastante un rato de caminata por la naturaleza así es que cogimos el recorrido mas largo y nos pusimos a caminar…

El parque está precioso, las secuoyas impresionantes, por mucho que intentes ver su final es imposible, algunas son enormes, abiertas por abajo como si tuvieran cuevas…el día estaba soleado y la imagen del sol intentando entrar entre las secuoyas era una maravilla… hicimos un montón de fotos que salieron súper chulas, paseamos largo rato disfrutando de la naturaleza, a la ida del recorrido se va por una pasarela que tienen preparada pero a la vuelta se sube por otro lado que no está tan arreglado y se disfruta un montón.

Hay un riachuelo, varios puentes….os recomendamos la visita Muir Woods, merece la pena.

Terminado el recorrido volvimos a San Francisco pasando de nuevo por el Golden Gate, a la vuelta hay que pagar un peaje  (unos 5 dólares si no recuerdo mal…) y nos fuimos hacia Lombard Street, la calle de las curvas que se ha hecho tan famosa por su forma y que es, sin duda, visita obligada.

Aparcamos el coche en la parte de arriba y bajamos caminando por los lados de la calle, por las curvas solo pueden bajar vehículos. Cada tramo de curvas está adornado con un montón de setos y flores por lo que la calle en sí es preciosa, no solamente por lo particular de las curvas, sino también por su decoración. Tomamos bastantes fotos desde diferentes partes de la calle, por arriba, por abajo, por el lado…después recogimos el coche y bajamos con el por las curvas…la experiencia tampoco es nada del otro mundo, hay que ir despacito pero es lo mismo que conducir por las rampas de un parking…

Ya estábamos algo cansados porque habíamos aprovechado bastante bien el día y nos había dado tiempo a ver muchísimas cosas, más de lo que teníamos planeado, así es que nos fuimos para el hotel, descansamos un poquito y antes de que anocheciera nos bajamos caminando a la zona de Fisherman Wharf ya que nuestro hotel estaba bastante cerca.

Según nos comentaron la zona de Fisherman Wharf es mas elegida por los turistas para alojarse, aunque nosotros tuvimos dudas al elegir el alojamiento ya que en principio lo íbamos a coger en la zona de Union Square, la verdad es que nos alegramos un montón de haberlo cogido cerca de la bahía.

La zona nos encantó, hay unas vistas preciosas por todos sitios, está llena de tiendas de souvenirs, ropa…hay comercios de marisco y restaurantes de todo tipo de comida, sobre todo de cangrejo que te lo venden en todas sus modalidades, hay puestos donde te venden los cangrejos arreglados en cucuruchos para que los comas mientras paseas o donde te venden el famosísimo clam chowder, una especie de crema de cangrejo con patata que te la sirven en un bol  que puede ser de pan…estábamos deseando probarlo pero esa noche estábamos todavía con el estómago hasta arriba de la hamburguesa de la comida, así es que nos tomamos un helado de coco, buenísimo y pasamos de cenar.

Pasamos por el Pier 39 donde está el asentamiento de leones marinos, estaban todos allí subidos en las plataformas descansando, que pasada!!!!son súper graciosos… caminamos un rato mas por el Pier 39, hay un montón de tiendas, restaurantes, pubs, hasta un restaurante de Bubba Gump, un tiovivo, la verdad es que esta precioso….después  pasamos a algunas de las tiendas de souvenirs que encontramos de camino ya de vuelta hacia el hotel, íbamos buscando alguna cazadora que abrigase un poco ya hacía bastante fresco y a la mañana siguiente visitábamos Alcatraz y en el ferry seguramente haría frío, así es que nos compramos dos cazadoras típicas con el nombre de San Francisco, reversibles con polar por dentro por 17,99 $ cada una. Vimos un pub tipo irlandés y pasamos a tomar unas cervezas, después  nos fuimos al hotel, ya de noche, el día había sido largo y caímos rendidos.

Día 10/04/2008 (3º día)

Nos levantamos temprano hoy también, esto del cambio horario se nota mas de día (porque hay ratos del día en el que te mueres de sueño) que de noche, porque nosotros dormimos como troncos, eso si, sobre las 6.00h de la mañana ya estábamos con los ojos como platos…duchita y a por el desayuno…

Bien temprano nos fuimos caminando por la bahía hacia el pier 33 que es de donde sale el ferry hacia Alcatraz. El paseo por la zona del puerto fue una maravilla, hacía una mañana buenísima y como íbamos con tiempo suficiente pasamos a visitar un cocedero de marisco y de nuevo fuimos a visitar a los leones marinos en el pier 39, que a esas horas ya estaban espabilados y se bajaban de las plataformas para bañarse, tomamos unas cuantas fotos mas y nos fuimos hacia el pier 33 ya que los tickets que habíamos comprado por internet para la visita a Alcatraz eran para la salida del ferry a las 9.30h.

A la hora fijada partió el ferry, nos pusimos en la parte de arriba, las vistas tanto de la bahía, del Golden Gate como de la cárcel merecen la pena… a los pocos minutos llegamos a Alcatraz, estábamos deseando entrar a la cárcel, era un sitio que desde siempre habíamos querido visitar y allí estábamos por fin.

Al llegar a la roca te dan una pequeña charla y te indican donde tienes que recoger los auriculares en tu idioma para empezar el recorrido por la cárcel.

La visita es una pasada ya no solamente por lo que representa la cárcel en si, sino porque el relato que hacen los propios presos y funcionarios de la prisión es alucinante y hace sentirte como si estuvieras allí realmente en la época en que el hombre pájaro o el propio Al Capone recorrían los pasillos de Alcatraz…

Pasamos en Alcatraz un par de horas, las vistas desde allí de San Francisco son también una pasada. La visita a la cárcel nos dejó encantados, la recomendamos totalmente, no os la perdáis!!!

Un consejo con respecto a la visita a Alcatraz, ir lo mas temprano posible ya que conforme van llegando ferrys cada media hora la roca se va llenando de gente y es muy difícil moverse y ver las cosas con tranquilidad con tanta gente rondando por todos sitios…

Cuando terminamos la visitas bajamos y cogimos el primer ferry que salía hacia el pier 33. Una vez en San Francisco nos pusimos a caminar (hoy tocaba recorrernos la ciudad a pie, nada de coche) y vimos una indicación hacia Coit tower, la torre desde donde se obtienen unas buenas vistas de la ciudad, así es para allá nos fuimos, no os imagináis la de escaleras que tuvimos que subir, una muerte!!!!supongo que habrá otras calles por las que se podrá acceder a Coit tower pero nosotros lo hicimos por estas escaleras que subían entre chalets con unos jardines preciosos.

Llegamos a la puerta del Coit tower pero no llegamos a subir, solamente lo vimos por fuera, desde la parte de abajo también hay buenas vistas y total pensamos que no nos merecía pagar la entrada para volver a ver San Francisco desde arriba, después de haberlo visto desde Twin Peaks no nos sorprenderían mucho las vistas así es que seguimos caminando dirección Chinatown.

En el recorrido hasta Chinatown pasamos por varias calles empinadas típicas de San Francisco en las que tomamos un montón de fotografías, es alucinante ver los coches aparcados en estas calles, totalmente torcidos que parece que se van a volcar …

Llegamos a Chinatown, en esta zona es donde se encuentra la mayor concentración de chinos del mundo (sin contar China, claro…).

La zona está llena de comercios con souvenirs y también con muchísimos productos orientales, para compras nos gustó mas Chinatown de New York ya que tenían un montón de artículos de imitación, sin embargo el China Town de San Francisco es diferente en este aspecto hay mas artículos típicos orientales y los artículos de souvenir de San Francisco (camisetas, tazas, etc…) que se pueden encontrar en otras tiendas de este tipo. Pero la zona en si (fuera de lo comercial) es una pasada, parece que estás paseando por China…la calle Grant es la mas famosa pero la mas auténtica es la calle Stockton porque hay un montón de comercios típicos de comida china, frutas, carnes, pescados…nos gustó muchísimo.

Paramos en una tienda y compramos las típicas galletitas con mensaje dentro, está buenísimas!!!!

Paseando por la calle Grant vimos un restaurante chino curiosísimo (Floating Sushi Boat Restaurant, 700 Grant Avenue) en el que paramos a comer, era como un self-service donde te sentabas alrededor de una especie de mostrador rodeado por un riachuelo de agua por el que circulaban barquitas con platos de comida china encima (sushi principalmente) y tu ibas cogiendo los que te apetecían y ellos iban reponiéndolos, dependiendo del color y tamaño del plato unos tenían un precio y otros otro. Se comía todo con palillos, nada de tenedores ni cuchillos, fue una experiencia muy buena y curiosa para nosotros ya que era la primera vez que comíamos con palillos chinos y tampoco se nos dio tan mal…la comida muy buena…

Al terminar de comer seguimos paseando por Chinatown, pasamos también por el barrio italiano y por diversas calles empinadas, menudos pateos para arriba y para abajo, se te ponen las piernas duras de tanto caminar por la ciudad!!!!

Subimos hasta Grace Cathedral  por California St. una calle con una pendiente impresionante, visitamos la Catedral por dentro y después cogimos el tranvía calle abajo (California St.) hasta Embarcadero Station, donde hay una especie de plazoleta con un montón de puestecillos de bisutería, láminas, pinturas…nos sentamos un rato al solecete a descansar, los pies ya lo iban notando…

Después seguimos caminando, pasamos por Financial District donde vimos un edificio que nos recordó un montón al Flatiron de New York pero en moderno. 

Llegamos a la zona de Union Square. Union Square es la plaza principal de San Francisco, en ella encontramos un montón de pintores y artistas que exponían sus obras y compramos una que nos encantó, muy colorida, de San Francisco…

Esta zona es ideal para ir de compras, hay centros comerciales y un montón de tiendas de diseñadores, está próxima a la zona de teatros y de galerías de arte.

Después de visitar Union Square y los alrededores seguimos caminando y llegamos de nuevo a la zona de Chinatown, esta vez por la parte de la entrada, que antes no habíamos visitado…pasamos a algunas tiendas y compramos varias cosillas de recuerdo (vasos de chupito, tazas…).

Reventados de tanto andar nos fuimos dirección al hotel donde estuvimos descansando un buen rato.

Al atardecer nos fuimos a la zona de Fisherman Wharf para cenar, queríamos probar el famoso clam chowder y eso hicimos, después de dar algunas vueltas por las tiendas y comprar alguna cosilla mas nos fuimos para la zona de los puestos de cangrejo, había que aprovechar que estábamos en la temporada del cangrejo (es temporada de cangrejo durante todos los meses que llevan “r”) y tomamos clam chowder y fish and chips en uno de los restaurantes de detrás de los puestos. El clam Chowder lo pedimos en un bol de pan, está impresionante, sino que se lo digan a Miguel que todavía sueña con el!!!! es una delicia no dejéis de probarlo….

Después de cenar nos volvimos al hotel a descansar, a la mañana siguiente como teníamos previsto, saldríamos dirección Yosemite.

YOSEMITE

Día 11/04/2008 (4º día)

Como ya era costumbre sobre las 6.00h de la mañana nos levantamos, recogimos todo en nuestras maletas y bajamos a la recepción del hotel, cogimos Muffins, unos donuts y café y salimos rumbo a Yosemite.

En el camino a Yosemite solamente paramos para echar combustible. En las gasolineras siempre tienes que echarte tu combustible y, o bien lo pagas utilizando la tarjeta (se mete antes, se echa combustible y después te da el recibo) o bien puedes pagar en efectivo, pero en este caso debes entrar dentro de la gasolinera darle al trabajador que este allí una cantidad de dinero que pienses que vas a gastar, sales echas gasolina y cuando terminas entras de nuevo y el chico te devuelve lo que te sobre de la cantidad que le has dado o te reclama que le pagues mas si te has quedado corto…es un poco curioso pero funciona así…ah, otra cosa, los vehículos son casi todos de gasolina, el gasoleo está carísimo…

Después de unas horas de camino, llegamos a Yosemite accediendo por la highway 41 desde el sur por Fresno, la entrada con vehículo cuesta 20 dólares y en la entrada te dan un mapa y un folleto con instrucciones de lo que puedes ver en el parque, de las zonas que están cerradas al publico etc…

Cuando nosotros llegamos todavía había un montón de zonas con nieve que aún no se había derretido por lo que había partes del parque que estaban cerradas y no se podía acceder. Al mismo entrar a la derecha venían indicaciones de Mariposa Grove, solamente se podía acceder a pie para ver las secuoyas y según nos dijo un chico que volvía de verlas, había nieve y se tardaba en ir y volver unas tres horas, así es que, como secuoyas ya habíamos visto en Muir Woods, pasamos de ir a Mariposa Grove y cogimos ruta hacía la izquierda de la entrada del parque, después de circular largo rato vemos unas indicaciones de que Glacier Point, uno de los principales atractivos del parque, esta cerrado debido a la nieve, bueno, pues seguimos circulando, las vistas del parque son impresionantes, montañas grisaceas, destacando entre ellas El Capitan, valles de gran colorido… a los pocos minutos cruzamos un túnel y justo al salir esta la Túnel View, unas vistas impresionantes con la cascada al fondo…una maravilla, estaba lleno de gente haciendo fotos…vimos incluso unos novios que venían en limusina a hacerse allí el reportaje fotográfica, menudo paisaje…

Seguimos el camino dirección a Yosemite Falls, por el camino hicimos varias paradas para tomar fotografías en un montón de puntos de gran belleza, cascadas a las que nos acercamos, riachuelos, recorridos a pie en la naturaleza…verdaderamente es una lástima no haber tenido unos cuantos día para haber hecho algunas actividades alli, caminando, en bici…tiene que ser una autentica maravilla….

El parque tiene una gran diversidad de plantas y también de animales, hay incluso osos, pero nosotros no vimos ninguno…

Llegamos a  Yosemite Falls, con unos 780 m de altura, son las más altas de América del Norte y las terceras del mundo, son una maravilla, en esta época caía bastante agua, nos acercamos muchísimo, hay una parte que se escala por las rocas y puedes ver incluso donde cae abajo el agua, eso sí, nos pusimos como una sopa!!!!! menos mal que hacía un día bastante soleado y nos sentamos a secarnos en unas rocas que había en uno de los caminos y ya aprovechamos para comernos unos sandwiches que habíamos comprado en una de nuestras paradas para repostar…

Los hoteles que veíamos a nuestro paso tenían muy buena pinta también sin duda es un lugar para aprovechar y pasar varios días.

Después de varias horas disfrutando de la naturaleza en plenitud, cogimos rumbo a nuestro siguiente destino, no para llegar, pero por lo menos para hacer unas cuantas millas y acercarnos a Death Valley, que es donde teníamos pensado ir a la mañana siguiente…

Volvimos por la parte del parque por la que habíamos accedido, pasamos después por  Fresno y después de unas horas, llegamos a Bakersfield. Habíamos visto en el foro que unos chicos habían dormido en los alrededores de Bakersfield en un lugar bastante económico y que estaba bien llamado La Quinta, así es que decidimos buscar el hotel…dimos unas cuantas vueltas, pasamos por algunos moteles un poco rarillos de esos de aquí te pillo y aquí te mato…, pero finalmente lo encontramos (La Quinta Inn & Suites Bakersfield, 8858 Spectrum Parkway, Bakersfield), el hotel estaba chulísimo, nos costó 103 $ la habitación doble incluyendo desayuno. Nos fuimos a cenar a un Dennys que había al lado del hotel donde tomamos unos nachos, queso rebozado y unas gambas y de allí nos fuimos directamente a la zona de la piscina cubierta y el spa que había en el hotel (que también estaba incluido en el precio) a relajarnos un ratito, el baño nos sentó de lujo, después a dormir.

LAS VEGAS

Día 12/04/2008 (5º día)

Nos levantamos temprano y desayunamos en La Quinta, el desayuno era abundante y variado, nos hicimos una especie de gofres y yogurt y fuimos a la recepción para hacer el check out, allí nos encontramos a un chico de habla hispana al que aprovechamos para preguntarle cual era el mejor camino y sobre todo el mas corto para ir a Death Valley y desde allí a las Vegas. Nos dijo que no merecía la pena pasar por Death Valley, que íbamos a hacer un montón de millas y que lo que íbamos a encontrar en Death Valley no era nada del otro mundo y merecía la pena emplear el máximo tiempo posible en Las Vegas ya que había mucho por ver, así es que, después de pensar un rato las posibilidades que teníamos decidimos irnos directamente a Las Vegas sin pasar por Death Valley, así dejábamos algo pendiente que ver, una excusa para volver otra vez a la zona…

Viajamos hacia Las Vegas disfrutando del paisaje desértico que rodeaba la carretera…de vez en cuando encontrábamos algún rancho, algún parque eólico…poco mas…

Después de unas tres horas y media, y a unos 50Km de Las Vegas, ya se empezaba a notar el ambientillo, había zonas comerciales por la carretera, paramos en un Burguer King a tomar unas hamburguesas y aprovechamos para coger información sobre Las Vegas (mapas, folletos, cupones de descuento que se encontraban en expositores a la puerta del Burguer y de otros comercios de la zona), después continuamos el camino, encontrándonos ya algunos hoteles con casinos por la carretera, ya casi entrando en Las Vegas….

Llegamos a Las Vegas sobre las 13.00h y nos pusimos a buscar el hotel en el que habíamos reservado “Sahara”. No tardamos mucho en encontrarlo, aparcamos en el parking del hotel y sobre las 14.00h estábamos en la cola de la recepción haciendo el check-in, mirando a todo lo que teníamos alrededor, alucinando de lo que teníamos delante, sin creernos todavía que estábamos en Las Vegas….

El hotel Sahara estaba bastante bien, no es muy grande en comparación al resto de los hoteles, pero tiene de todo, el servicio es bueno, la piscina está bastante bien al igual que el casino y la habitación era enorme con dos camas gigantes de matrimonio y un baño grande y muy limpio… cuando llegas te parece un hotelazo pero claro, luego cuando visitas el resto de hoteles del strip te das cuenta de que ya se ha quedado un poquito anticuado ya que es uno de los primeros hoteles que se crearon en la zona, no obstante es un hotel muy bien situado y de precio bastante asequible, además está muy bien comunicado ya que hay un monorraíl que va desde el mismo hotel Sahara hasta MGM parando por otros cuantos hoteles por lo que las facilidades para moverse por el strip son muy buenas….

Nada hacer el check-in nos fuimos a nuestra habitación en la planta 22, las vistas no eran malas…se veía el hotel Hilton…dejamos las maletas y salimos cortando a descubrir La Vegas…

Estuvimos paseando un rato por nuestro hotel, tiene una montaña rusa y todo, varios restaurantes, tiendas de souvenirs…después buscamos la entrada al monorraíl y nos sacamos un pase de 24 horas por 9 $ cada uno, es la mejor opción a elegir para moverse con el monorraíl y también las mas económica… 

Bajamos justo en la parada del MGM, estuvimos viéndolo, es una pasada de hotel muy glamuroso en el que se puede encontrar de todo, shows, restaurantes diversos, discotecas y locales nocturnos…, incluso tiene una plataforma de cristal con dos leones dentro en todo el medio del casino… esa misma noche que llegamos estaba anunciado que actuaba allí Bon Jovi que nos encanta, así es que nos planteamos la opción de ir a verlos actuar, preguntamos y todavía quedaban entradas, pero a un precio demasiado caro, así es que nada, descartamos la opción y seguimos caminando…salimos a la calle, era de día, claro, así es que decidimos andar un poquito por el strip, no tiene nada que ver la imagen que ofrece el strip de día y de noche, por el día daba la impresión de que todo estaba descolocado, no llegábamos a ver la típica “foto” de Las Vegas que teníamos en mente, pero por la noche todo se transformaba…

Estuvimos haciendo varias fotos por fuera del MGM, del hotel Excalibur y del New York New York que estaban justo enfrente. Entramos al Excalibur, es también una pasada de hotel ambientado en la época medieval, aprovechamos para comer unos nachos en uno de los restaurantes de comida rápida que encontramos en el hotel. A parte del casino y otras plantas con restaurantes y otros servicios, hay una especie de feria con peluches, etc…. 

El hotel Excalibur está ubicado entre el New York New York y la famosa pirámide negra del Luxor, así es que, atraídos por la belleza de la misma, al salir del Excalibur nos fuimos a descubrir el Hotel Luxor… 

Sinceramente para poder ver todos los hoteles bien y disfrutar de todo o de la mayoría de cosas que ofrecen hace falta pasar unas cuantas semanas en Las Vegas, pero bueno, como contábamos con mucho menos tiempo, teníamos que aprovechar al máximo…

El hotel Luxor impresiona no solo al ver la pirámide y la esfinge adornando la parte exterior, sino también al entrar, como podéis imaginar está decorado con motivos egipcios por todos lados y la parte interior de la pirámide son balconadas que llevan a las habitaciones…su casino es uno de los mas grandes de Las Vegas y hay infinidad de tiendas, restaurantes, shows….en fin, que lo mires por donde lo mires es imposible aburrirte, por la noche proyectan una luz blanca que sale de arriba de la pirámide por lo que el hotel puede ubicarse desde cualquier zona de Las Vegas en la que estés.

Después de visitar el Luxor seguimos paseando por el strip haciendo mogollón de fotos por todos los rincones, el New York New York por fuera nos encantó (por dentro lo veríamos después), tiene una replica de la estatua de la libertad, otra del Empire State y también del puente de Brooklyn, por el que puedes caminar y todo…también tiene un pedazo de montaña rusa bastante grande.

Desde la plataforma que cruza hacia el New York New York pudimos ver la torre Eiffel del Hotel París y también el Planet Hollywood.

Cogimos el monorraíl de nuevo en el MGM para volver a nuestro hotel a descansar, estábamos muertos y no queríamos perdernos un sábado noche en Las Vegas, así es que fuimos a reponer fuerzas y sobre las 21.30h ya estábamos de nuevo preparados pasa salir a descubrir Las Vegas de noche. Además, a las 12.00h ya sería domingo y por lo tanto, cumpleaños de Miguel, por lo que había que celebrarlo…vaya suerte que tiene el tío, siempre cumple años por los rincones mas insospechados del mundo…

Lo primero que hicimos fue ir al Stratosphere (que estaba a un paso de nuestro hotel) para disfrutar de las maravillosas vistas de la ciudad desde arriba, desde la torre. La entrada a la torre cuesta 10$. Estuvimos haciendo cola durante un rato pero la espera merece la pena. Las vistas desde la plataforma superior son espectaculares…en la misma plataforma hay varias atracciones que ponen los pelos de punta…aptas solo para los mas atrevidos…y también alguna tienda de souvernirs y un restaurante con muy buenas vistas, ya podéis imaginar.

En el Stratosphere, además de las vistas de la torre también tenéis un montón de shows, espectáculos, restaurantes y uno de los casinos mas grandes de Las Vegas…

Después de visitar el Stratosphere cogimos el monorraíl y nos fuimos para la zona del hotel París, si por fuera es impresionante con la torre Eiffel iluminada de noche o el Arco del Triunfo, por dentro nos dejó pasmados, nos encantó. Tiene todo el techo decorado como si fuera el cielo con nubes, vas paseando por el hotel y parece que es de día, el casino también tiene esta decoración y está rodeado por las patas de la Torre Eiffel…es una auténtica pasada…además del casino, paseando por el hotel se encuentran replicas de varios puntos característicos de París, restaurantes, panaderías, pastelerías, boutiques típicas francesas…una maravilla…

Hicimos cola para subir a la torre Eiffel, por 10$ cada uno. Se sube en un ascensor bastante rápido y en unos minutos se puede disfrutar de unas vistas preciosas del strip, bueno, y del resto de Las Vegas. Cuando nosotros subimos pudimos incluso ver el espectáculo de las fuentes del Bellagio desde arriba…impresionante…

Salimos al strip después de la visita de la torre Eiffel, Las Vegas de noche es totalmente diferente a Las Vegas de día, ahora si que encajaba todo en su sitio, luces por todos lados, gente, bullicio…

Hicimos un montón de fotos por el strip con los hoteles de fondo a cual mas bonito, cenamos, paseamos y disfrutamos de la noche en Las Vegas…sobre las 2.30h de la mañana cogimos el monorraíl para volver al hotel, los fines de semana circula hasta las 3.00h de la mañana, estábamos rendidos…

Día 13/04/2008 (6º día)

Ya nos habíamos habituado prácticamente a la diferencia horaria así es que nos despertamos un poquito mas tarde que de costumbre y nos fuimos otro rato a recorrer mas hoteles por la zona del strip, teníamos vigente el pase del monorraíl hasta medio día así es que aprovechamos  y  nos fuimos a visitar el hotel Venetian.

Todo el mundo que planea viajar a Las Vegas ha oído hablar del Venetian como el hotel mas bonito de Las Vegas y puede que lo sea…es una maravilla tanto por fuera como por dentro… pasear por el Venetian hace que te sientas como en la propia ciudad de Venecia, canales, góndolas y gondoleros cantando mientras pasean a la gente, restaurantes italianos, fuentes típicas y la decoración una maravilla… el techo abovedado que va desde el área de la recepción hasta el casino está cubierto por frescos minuciosos y tiene zonas decoradas con cielo, como en el caso del Hotel París…, plazas con pintores y artistas, el museo de cera Madame Tussauds…pasamos en el Venetian media mañana, no nos cansábamos de pasear por el, estuvimos visitando las tiendas también…

Después de la visita al Venetian decidimos irnos a visitar el Downtown, así es que salimos a la calle en busca del Deuce (http://www.rtcsouthernnevada.com/deuce/) , el autobús que nos llevaría al Downtown, hay un montón de paradas a lo largo del strip y es muy fácil reconocer el autobús ya que pone Deuce justo en la parte delantera, así es que lo vimos enseguida, nos subimos, pagamos 2$ cada uno por trayecto aunque también hay otras opciones de compra de billetes para 24 horas, etc… (llevar el importe exacto ya que no dan cambio).

En nuestro camino al Downtown vimos mogollón de capillas para bodas, las típicas capillas que habíamos visto millones de veces en fotografías y en las películas, en todos los hoteles del strip prácticamente hay capillas para bodas e incluso te preparan ellos todo (boda, banquete, etc…) pero estas capillas que están yendo para el Downtown son las capillas que molan, las mas auténticas…

Llegamos a una parada a lado de Fremont Street y allí nos bajamos.

El Downtown, también conocido como “Glitter Gulch” repleto de brillantes carteles de neón y millones de luces centelleantes, representa el espíritu del pasado de la ciudad. 

Allí es donde nos encontramos el famoso cartel del cowboy que movía el brazo de arriba hacia abajo y también la chica cowboy con la pierna en movimiento…

Los hoteles de estilo antiguo, los casinos, los espectáculos y los locales de striptease conviven junto al nuevo centro comercial de Fremont Street.

Fremont Street es la calle con mas movimiento, está cubierta por arriba por una especie de pantalla gigante donde hacen un espectáculo de luz y sonido por la noche…, hay varios casinos, hoteles con aire antiguo, locales de striptease, tiendas de souvenirs…el ambiente del Downtown no es ni parecido a lo que hay montado ahora mismo en el strip, pero tiene su encanto, a nosotros particularmente nos gustó muchísimo… 

Comimos en un pub irlandés al final de Fremont Street donde nos sirvieron unos platos a rebosar de comida a muy buen precio, nos tomamos unas cervezas paseamos un rato mas por Downtown, cogimos el Deuce y nos bajamos en una parada cercana a nuestro hotel, hacia bastante calor, así es que decidimos irnos un rato a la piscina del hotel hasta que bajase el sol, así descansábamos y nos relajábamos un poco ya que por la noche teníamos pensado volver al Downtown para ver Fremont Street iluminada y también para ver el espectáculo Fremont Street Experience (http://www.vegasexperience.com/).

A media tarde volvimos al Downtown en el Deuce, que iba a rebosar de gente, una mujer se desmayó y todo del calor que hacía…llegamos a Fremont Street y ya estaba todo iluminado, estaba todo precioso, daba gusto pasear, menudo ambientazo por todos lados!!de pronto empezó a sonar música y a iluminarse la enorme pantalla que cubría Fremont Street, empezaba Fremont Street Experience!!! La calle se quedo quieta, inmovilizada, todo el mundo mirando hacia arriba disfrutando del maravilloso espectáculo de luz y sonido…no dura mucho pero lo repiten varias veces, nosotros en el tiempo que estuvimos por allí paseando lo vimos un par de veces e hicimos un montón de fotos…

Estuvimos viendo también a un chico que actuó justo en medio de la calle, que flexionaba su cuerpo y nos mostraba unas posturas que cualquiera las hace…también había artistas haciendo retratos, caricaturas e incluso te esculpían la cara en una especie de escayola…

También había un concierto al principio de la calle, había una orquesta que cantaban todo tipo de canciones (de las de antes y de las mas modernas), entramos en un casino pequeñito donde nos dieron unos collares de colores en la entrada y nos compramos  un pedazo de cóctel (Margarita) de plátano en un vaso alargado que nos duró un montón de tiempo y nos fuimos al concierto a bailar un rato, ala, a celebrar el cumpleaños de Miguel !!!!…la verdad es que lo pasamos en grande!!

Cuando terminamos el cóctel volvimos a coger el Deuce y nos fuimos para el strip, nos bajamos en una parada cerca del Treasure Island (TI) e hicimos un poco de tiempo visitándolo por dentro hasta que empezase el espectáculo “Sirens of TI” , el hotel por dentro está chulísimo, tenían en exposición una moto custom sirena que era una maravilla…el hotel es grande, el casino está bastante bien, tiene una zona tropical con un Jacuzzi para fiestas, una amplia variedad de restaurantes y el primer show permanente de Cirque du Soleil en Las Vegas. Sobre las 23.00h ya estaba toda la parte de fuera del hotel llena de gente esperando para el espectáculo así es que salimos a buscarnos un hueco desde donde pudieramos verlo bien. A las 23.30h como estaba previsto empezó el espectáculo. 

Dura unos diez minutos (o algo mas) en los cuales unas sirenas convencen con sus cantos a unos piratas para que vayan a su cueva, los piratas se revelan porque no se fían de las intenciones de las sirenas y estás les hunden el barco, es una auténtica pasada, mientras tanto bailan y cantan…finalmente los piratas vencidos deciden dejarse llevar por la belleza de las sirenas y al final terminan todos bailando y cantando juntos, alegría!!!

Al terminar el espectáculo del TI paseamos un rato por el Strip, sacamos un bono de 24h nuevo para el monorraíl y al hotel, ni siquiera cenamos, estábamos agotados…

Día 14/04/2008 (7º día)

Hoy era el último día que pasábamos en Las Vegas, así es que teníamos que aprovechar para ver todo lo que nos quedaba, aunque con tranquilidad, que el cuerpo ya iba notando el cansancio.

Nos levantamos a una hora razonable y nos fuimos directos al New York, New York que no lo habíamos visto por dentro. El hotel es muy bonito, si es que todos los hoteles son una pasada, no es lo mismo contarlo que verlo y vivirlo…

En el New York New York no falta detalle para que te sientas como en la misma ciudad, entre la parte exterior, que ya os la hemos descrito y por dentro, que encontramos hasta un pedacito de Times Square, con luces de neon y todo…hay varios restaurantes temáticos (italianos, mexicanos…), callejuelas con salidas de alcantarillas, puestos de comida (pizza, hot dogs…) una zona con maquinas para los mas peques, espectáculos como Zumanity, vamos que hay diversión por todos los rincones. Por la noche la cosa no cambia, al contrario, hay varios locales en los que desmelenarse (Coyote Ugly,  Nine Fine Irishmen…).

Después de hacernos unas cuantas fotos por el casino donde encontramos una máquina tragaperras gigante, nos fuimos para la zona del Mandalay Bay. Nos pareció un hotel un poco frío, tiene demasiados espacios libres y nos hinchamos a andar por el, a excepción de la estupenda piscina de olas que tiene, fue el hotel que menos nos llamó la atención, no decimos con ello que sea mal hotel ni muchísimo menos, al contrario. En el teatro Mandalay Bay es donde se representa Mamma Mía, hay mogollón de restaurantes, la sala de conciertos House of Blues y el Shark Reef con un montón de animales tales como cocodrilos o tortugas…

Desde el Mandalay Bay nos fuimos para el Bellagio pasando por el Luxor de nuevo, aunque ya lo habíamos visitado…

El Hotel Bellagio sorprende por fuera por su estructura y sus inmensas fuentes de las que habíamos oído hablar mucho antes de viajar a Las Vegas,  pero no nos imaginábamos lo que escondía dentro… al mismo entrar a la recepción te encuentras un autentico jardín de flores de cristal en el techo, es un alucine…pero es que sigues caminando y te adentras en el jardín y te caes de culo literalmente!!! Que preciosidad!! Es un invernadero que lo cambian cinco veces al año. Está lleno de plantas, flores, adornado con chorros de agua, regaderas, insectos y en el centro mariposas de todos los colores, formas y tamaños que podáis imaginar, había hasta un árbol con cara…nos quedamos alucinados con el jardín.

El casino es muy elegante y la zona de restaurantes y tiendas esta preciosa también. Es una auténtica pasada de hotel. Para colmo en las fuentes exteriores hacen un espectáculo que pone los pelos de punta…

Cuando salimos de visitar el hotel por dentro había gente esperando alrededor de las fuentes así es que se suponía que dentro de poquito harían el espectáculo. 

Mientras esperábamos conocimos a una pareja de New York con los que estuvimos hablando un ratito del impresionante complejo que están construyendo justo entre los Hoteles Bellagio y Montecarlo, el llamado City Center, que será la mayor obra privada de la historia de EEUU y que se espera este terminado el próximo año (2009) puesto que hay una burrada de trabajadores currando día y noche…. Esta pareja estaba muy puesta en el tema, nos comentaron que será un espectacular complejo en forma de miniciudad vertical que tendrá casi tres mil residencias privadas, dos hoteles de 440 habitaciones, un hotel-casino con 4000 habitaciones y 60 plantas, un centro comercial de lujo y un montonazo de cosas mas…habra que ir a verlo cuando este terminado, no??   nos estuvieron contando que eran unos enamorados del Bellagio y unos adictos al  espectáculo de las fuentes…adictos??no será para tanto…pensamos…luego entendimos porque….cuando empieza a brotar agua de las fuentes y empieza a sonar “Por ti volaré” de Andrea Bocelli se hace el silencio y es uno de esos momentos en la vida que te sientes en la gloria…

Nos fuimos después a comer a un China Express, comida china, ligerita y al terminar nos fuimos para el Caesar Palace, que también tenía muy buena pinta…

El Caesar Palace es un hotel lujoso, tiene un casino impresionante y la sala de poker mas grande de Las Vegas. El famoso Coliseum, donde estaba anunciado que proximamente actuaría Cher o Elton John y el piano rojo…

La piscina del Caesar Palace es una de las mas espectaculares de Las Vegas, la piscina central esta adornada con esculturas, columnas y fuentes…

El hotel en si tiene de todo lo que os podáis imaginar, tiene zonas decoradas con el techo como si fuera el cielo, al igual que el Venetian o el Paris y unas fuentes y esculturas alucinantes, algunas de ellas las estaban limpiando y arreglando.

No fuimos a coger el coche, el cual no habíamos movido durante toda la estancia en Las Vegas ya que no hace falta, hay parking por todos lados pero lo bueno de Las Vegas es pasear y disfrutar de las vistas y si vas en coche no es lo mismo…

Bien, pues cogimos el coche y dimos una vuelta a ver si veíamos algún Outlet para hacer algunas compras, pero como no habíamos mirado nada por Internet ni en ningún sitio referente a donde podíamos encontrar los Outlets, echamos el viaje en balde, ya que no encontramos ninguno…así es que volvimos a dejar el coche y nos fuimos de nuevo al strip.

Ya había anochecido, paseamos por el Strip para sacar las últimas fotos de la maravillosa ciudad iluminada, en el Strip hay una tienda de M&Ms  donde tienen de todo relacionado con estos chocolates, es curioso verla, nos compramos un montón de M&Ms de diferentes formas y colores, después pasamos justo al lado que esta la tienda de Coca-cola, dedicada a esta bebida en su totalidad: ropa, bebidas, vasos y utensilios de cocina…de todo lo que os podáis imaginar…nos hicimos una foto con el típico osito de coca-cola y nos marchamos a ver si veíamos el espectáculo de las fuentes del Bellagio de noche…hacia mucho viento, así es que empezaron a anunciar por megafonía que no iban a hacer el espectáculo debido al fuerte viento que había así es que pasamos al jardín a verlo iluminado y al salir empezaron a anunciar que finalmente si que harían el espectáculo, así es que aprovechamos para verlo, fue mas cortito que por el día pero igualmente nos encantó.

Después volvimos en el monorraíl al hotel se había terminado nuestra aventura en Las Vegas, una ciudad impresionante.

GRAN CAÑON DEL COLORADO

Día 15/04/2008 (8º día)

Nos levantamos temprano e hicimos el check out desde la habitación, a través de la televisión, que modernos son en Las Vegas eh??en la televisión de la habitación podías hacer de todo, jugar, ver la factura con los gastos del hotel,  e incluso te dan clases para aprender a jugar en el casino…

Cogimos el coche y salimos camino al Gran Cañón del Colorado, teníamos unas cuantas horas de viaje por delante, así es que llenamos el depósito de combustible y nos compramos unos sandwiches para el camino…

Pasamos por la Presa Hoover Dam, que fue protagonista en la primera entrega de Superman en el año 78 donde Christopher Reeve taponaba un agujero que los enemigos habían hecho en la misma. Paramos en una especie de mirador donde había mas gente haciendo fotos.

Seguimos nuestro recorrido por carreteras desérticas, con algunos ranchos de vez en cuando y poco mas…

Como el recorrido hasta el Gran Cañón era bastante largo  decidí conducir un rato yo para que Miguel descansase un ratito y os cuento lo que nos paso…

Íbamos tan tranquilos, las carreteras allí generalmente son rectas, sin complicaciones, con el tráfico fluido y la gente respeta bastante los límites de velocidad, se ven pocos conductores a toda leche por ahí…bueno, pues lo dicho, íbamos tan tranquilos siguiendo las indicaciones del GPS hacia el Gran Cañón cuando veo un coche de policía parado en el lado izquierdo de la carretera, pasamos al lado de el y cuando vamos un poco mas para adelante lo veo por el retrovisor que se incorpora a la carretera, hasta ahí todo bien, cuando veo que se acerca le digo a Miguel: “mira nos va a adelantar el policía que había allí parado”, pero no, no adelantó, se me puso detrás y empezó a darme las luces, yo no sabía que hacer, seguí circulando un poco y entonces puso la sirena…me entraron unos sudores…que querría el tío???!!!si yo no había hecho nada!!! total que paré a la derecha, entre los nervios y que no controlaba muy bien lo del coche automático metí un frenazo de la leche, salieron los M&Ms que habíamos comprado en Las Vegas disparados y se desparramaron por todo el coche…al final resulta que nos dijo el poli que el GPS no se podía llevar en el centro de la luna delantera, que lo teníamos que poner a la derecha o a la izquierda de la luna, pero ahí no lo teníamos que llevar, de acuerdo, lo quitamos de ahí, el policía me pidió el permiso de conducir (le di el permiso español, que es el que llevaba yo) y el contrato de alquiler de coche, me dijo que no me multaba que me hacia un “warning” y ya esta…

Menudo susto para nada…la historia es que luego nos fijamos y prácticamente todo el mundo llevaba el GPS en el centro de la luna delantera y nadie les decía nada…en fin que se le va a hacer…por si las moscas os aconsejamos colocarlo en la luna en el lado del conductor, a la izquierda, es cómodo y os evitáis que os paren…

Seguimos camino al Gran Cañón hacia la parte Sur que es la que más aconsejan por las vista que hay, sobre todo si vas solamente a pasar un día, como era nuestro caso…

Llegamos a Flagstaff y una vez allí se suponía que estábamos a una media hora del Gran Cañón pero nos liamos un poco, dejamos de hacerle caso al GPS y a fijarnos en las indicaciones que por cierto eran escasas y dimos unas cuantas vueltas mas de la cuenta, así es que en vez de media hora tardamos una, pero bueno, finalmente llegamos a la entrada del Extremo Sur, pagamos una entrada por vehiculo de 25$ con esta entrada tienes para 7 días, nos dieron unos mapas y empezamos nuestro recorrido por el Gran Cañón.

Circulamos un rato con el vehículo hasta que empezaron a aparecer los Vista Point, el primero que nos encontramos fue Mather Point, dejamos el coche aparcado y nos dirigimos a disfrutar de las primeras vistas que tendríamos del Gran Cañón.

Cuando te acercas la vista que tienes es indescriptible, es una auténtica maravilla, una imagen que hay que ver y disfrutar.

El Gran Cañón es espectacular, rocas llenas de fisuras, formaciones de miles de formas diferentes, torres, mesetas…colores que cambian según desde donde las mires y según por donde les de el sol…

Estuvimos tomando fotografías, hacía muchísimo viento y había mogollón de turistas pero intentamos disfrutar al máximo de aquella maravilla natural que teníamos delante.

Desde Mather Point caminamos un rato hacia otros miradores que había y hasta otros puntos y salientes desde donde podíamos disfrutar de diferentes puntos del cañón, en todos los casos las vistas eran impresionantes…

Regresamos al coche después de un largo rato paseando y nos dirigimos hacia Yavapai Point donde nos encontramos mas vistas del cañón, no te cansas nunca de mirar y de pensar la maravilla que tienes ante tus ojos esculpida principalmente por el Río Colorado…

Visitamos el museo que es una auténtica habitación con vistas al Cañón donde te va explicando como se formó y te detalla que tienes ante tus ojos (Cheops Pyramid, Isis Temple, Tiyo Point…), caminamos un rato también por esta zona luchando con el fuerte viento que nos empujaba y después decidimos seguir la ruta y hacer el Bright Angel Trailhead, cogimos el coche dispuestos a ello pero la carretera estaba cortada, ya nos habían dicho que hay puntos que en determinadas épocas del año no te dejan circular con tu vehículo pero bueno miramos y ponen a tu disposición autobuses gratuitos que te llevan a cada uno  de los puntos del recorrido (hasta el mas lejano que estaba abierto, Hopi Point) te van dejando allí y cada 15 minutos van pasando por lo que puedes subir y bajar cuando quieras, hacer recorridos a pie…a tu aire…

Dimos unas cuantas vueltas con el coche viendo los resorts que hay en el Parque para hospedarse, hay hasta líneas de trenes de locomotora a vapor que hacen excursiones entre William Arizona y la zona Sur del Parque.

Aparcamos el coche en uno de los parking y nos fuimos a la parada del autobús, en unos minutos llegó y nos subimos.

La primera parada era Maricopa Point, nos bajamos y estuvimos tomando fotos, las vistas eran preciosas, después nos fuimos caminando hacia el siguiente mirador, tardamos unos diez minutos paseando entre árboles, llegamos al mirador y mas fotografías desde otro punto mas alto y que sobresalía algo mas, la verdad es que no nos cansábamos de admirar el paisaje.

Estando allí llegó el bus a la parada y nos subimos para que nos llevase al siguiente y último punto al que subía, Hopi Point, ya que el resto de camino que llega hasta Hermist Rest estaba cerrado.

Bajamos en Hopi Point, las vistas todavía mejores que las anteriores si cabe, pudimos ver el río Colorado y todo, una pasada…hicimos otro montón de fotos y en unos quince minutos cogimos el bus de vuelta. Merece la pena hacer el recorrido.

La lástima fue no disponer de mas tiempo para hacer noche en el Gran Cañón y bajar a pie, hacer alguna ruta en mula, hacer rafting bajando el río…

Bajamos, recogimos el coche y cogimos camino de vuelta a la entrada Sur para salir del Parque, sin duda la visita al Gran Cañón no nos decepcionó y por supuesto volveremos en un futuro a pasar allí un par de semana y disfrutar plenamente de las actividades que allí se pueden hacer.

Salimos del parque y cogimos rumbo a Los Ángeles, por supuesto, no para hacer el recorrido de una tirada porque hay unos 750Km aproximadamente así es que nos lo tomamos con tranquilidad, además decidimos hacer un tramo de 
Ruta 66 que era la antigua carretera que cruzaba EEUU desde Chicago a Los Angeles y estaba bordeada en los años 60 por infinidad de Pubs, restaurantes, moteles, etc… adornados con coloridos carteles donde los camioneros y moteros paraban a pasar buenos ratos. 

Nos desviamos y fuimos por la famosa ruta hasta Seligman. Al llegar a Seligman ya estaba anocheciendo y no había prácticamente nada de movimiento, excepto algún hombre saliendo de algún bar y algunos perros por la carretera, aún así tuvimos la oportunidad de saber o al menos imaginarnos como era la ruta 66 en aquellos tiempos…todavía queda algún motel, algún bar, etc…con carteles de la ruta y había una tienda “The Rusty Bolt” que era una auténtica feria, adornada por fuera con motivos de la ruta 66 y llena de souvenirs y objetos de recuerdo de la ruta 66 por dentro. No pudimos entrar porque estaba cerrada pero estuvimos viéndola por fuera, una pasada. En la puerta había incluso dos Cadillacs del año la polca con maniquíes dentro y todo…

Salimos de la Ruta 66 y seguimos por la autovía dirección Los Ángeles, ahora si que ya estaba todo mas oscuro que la boca de un lobo pero las autovías son súper cómodas y la verdad es que íbamos muy a gusto por lo que intentamos hacernos los máximos kilómetros posibles antes de parar para dormir.

Al cabo de un rato pasamos por una zona que había un centro comercial con tiendas, restaurantes, gasolineras…pero bueno, nos quedaba un poco de combustible todavía y no teníamos hambre así es que seguimos, al cabo de un rato circulando nos dimos cuenta que la aguja de la gasolina estaba abajo, nos entraron los sudores de la muerte, íbamos avanzando y avanzando y solo se veía oscuridad, ni rastro de gasolineras en el camino, empezamos a ponernos nerviosos, no había forma de encontrar una gasolinera, íbamos avanzando y nada de nada, solamente de pensar que podíamos quedarnos tirados sin gasolina allí en medio de la nada, en plena noche y a ver a quien íbamos a recurrir!!!!yo me puse hasta a rezar, ya no sabía que hacer…por fin vimos un cartel que señalaba área para repostar, nos desviamos, lo seguimos y allí estaba, una gasolinera!!!!!!!!!!!!!!!!!! Llenamos a tope el depósito, eso sí, estaba la gasolina a precio de oro, pero bueno, lo pagamos a gusto, menudo descanso nos quedó…

Os aconsejamos que cuando viajéis por estas carreteras y autovías os aseguréis que lleváis suficiente combustible ya que hay muchísima distancia entre gasolinera y gasolinera, aunque llevéis medio depósito si encontráis un sitio para repostar llenarlo hasta arriba porque os podéis llevar un buen disgusto…

Después del sustillo seguimos la marcha, ya estábamos cansados así es que vimos un Motel en la siguiente gasolinera que encontramos a casi 100 Km. , el Motel se llamaba Ludlow, un típico motel de carretera, no tenía mala pinta así es que preguntamos en la gasolinera y tenían alguna habitación libre, por 35$ tuvimos habitación para los dos, una habitación bastante grande con dos camas enormes y un baño bastante límpio, así es que fenomenal, caímos rendidos…

A la mañana siguiente tempranito dejamos la habitación y salimos rumbo a Los Ángeles para estar allí antes del medio día.

LOS ÁNGELES

Día 16/04/2008 (9º día)

Sobre las 11.00h llegamos a Los Ángeles. La entrada a la ciudad era un auténtico caos, había un atasco enorme a la entrada y estuvimos bastante rato para salir dirección a Hollywood que era lo primero que queríamos visitar, no teníamos ni alojamiento reservado ni nada, así es que decidimos aprovechar el día visitando lo que nos diera tiempo y ya por la tarde buscarnos algún sitio donde dormir.

Llegamos a Hollywood y pasamos con el coche por el Paseo de La Fama, donde empezamos a ver las estrellas en las aceras…

Vimos un parking muy cerca del Teatro Kodak, así es que aparcamos el coche y salimos a pasear viendo las estrellas que quedaban a nuestros pies: Kim Basinger, Michael Jackson, Nicolas Cage, Luis Miguel…todos tienen su estrella, hasta Los Simpsons!!!

El paseo en sí no tiene nada del otro mundo, cuando se ve en televisión parece mas grande pero una vez allí todo se ve como mas “normal”. Está lleno de gente disfrazada que te invita a hacerte fotos con ellos dándoles algún dinerillo…te puedes encontrar con Elvis, El Capitan Jack Sparrow, Marilyn…

En el cruce entre Hollywood Boulevard y Highland Avenue se encuentra el Teatro Kodak, sede de la ceremonia de entrega de los Oscars, no tiene nada en especial, se pueden hacer tours para verlo por dentro pero nosotros no lo hicimos, hay un centro comercial justo al lado desde donde se puede ver la Hollywood sign, aunque muy muy lejos…

Prácticamente al lado se encuentra el Teatro Chino Grauman que a nosotros nos gustó más que el Teatro Kodak, en la puerta hay pisadas, huellas y firmas de actores en el cemento. Dicen que hay mas de 200 huellas de famosos pero sinceramente no parece que haya 200 huellas. Nosotros nos hicimos algunas fotos por allí, con las huellas de Tom Hanks, de Johnny Deep, de George Clooney, de Will Smith…

Paseamos un rato, hicimos unas cuantas fotos mas en algunas de las estrellas, pasamos a la tienda Disney que hay justo enfrente del Kodak y visitamos algunas de las muchas tiendas de souvenirs que hay en Hollywood Boulevard, compramos varias cosillas…

Sobre medio día decidimos irnos hacia Santa Mónica (www.santamonica.com)  para comer allí. Las distancias en Los Ángeles son bastante grandes así es que si queréis aprovechar el tiempo y visitar el máximo posible no dudéis en alquilar un coche, yo diría que es imprescindible…

Llegamos a Santa Mónica, aparcamos en un parking gratuito y nos fuimos a buscar un sitio para comer, nos fuimos hacia la 3rd Street Promenade, una calle peatonal con mucha animación, llena de tiendas y restaurantes. 

Para comer hay opciones para todos los gustos, nosotros vimos un restaurante mexicano y pasamos a comer unos nachos y unas quesadillas, nos costó bastante barato y los platos los sirven hasta arriba de comida así es que no os paséis con lo que pedís porque normalmente en la mayoría de los sitios en una ración ponen para comer bien dos personas!!

Después de comer estuvimos paseando por 3rd Street Promenade, entramos a alguna tienda de ropa y de aparatejos electrónicos que vuelven loco a Miguel y después nos fuimos para la zona de la playa. Bajando unas escaleras y cruzando la carretera por un puentecillo en unos minutos nos encontrábamos pisando la arena…

Empezamos a ver a lo lejos las típicas casetas de los Vigilantes de La Playa,  el paseo lleno de gente que corre, pasea o monta en bicicleta…y a nuestra izquierda quedaba el Muelle de Santa Mónica. Estuvimos paseando viendo las casitas que hay cerca de la arena, algunas son acogedoras y las tienen bien arregladas pero también hay muchas que están muy deterioradas y casi abandonadas!!!quien pillara una casita de esas para veranear!!!

Paseamos por el Muelle, es muy bonito, tiene un pequeño parque de atracciones con una noria, una montaña rusa, tómbolas y otras atracciones donde pasar un buen rato, tiene tiendas de souvenirs y restaurantes…hay muy buen ambiente, la gente pasea de un lado a otro viendo a los artistas como hacen caricaturas, retratos…también hay gente que lleva su caña y se dedica a pescar, por cierto, pican mogollón de peces…

Cuando nosotros estuvimos había cámaras preparando todo en la playa para grabar un anuncio de publicidad de una bebida…

Paseamos un rato por la playa, nos hicimos algunas fotos en las casetas de los socorristas, paseamos por debajo del muelle viendo como la gente cogía mejillones… hacía muy buen día y la verdad es que pasamos unas horas muy agradables.

Decidimos ir a dar una vuelta por Beverly Hills (www.beverlyhills.org) sitio famoso por la cantidad de mansiones de ricos y famosos que hay en sus calles.

Allí dicen que tienen su casa Brithney Spears, Leonardo DiCaprio, Julia Roberts, Johnny Depp y otros muchos, aunque nosotros no vimos a ninguno…

Dimos unas cuantas vueltas con el coche, hay zonas en las que hay carteles donde anuncian que hay seguridad privada armada, se supone que será donde están las mansiones de los famosos pero están todas escondidas entre grandes setos, así es que si no sabes la ubicación exacta es muy difícil encontrarlas así a la primera…por las calles de Los Angeles y en algunas tiendas, sobre todo en las de souvenirs venden mapas con la ubicación de las casas de los famosos por 5 $. También te ofrecen un montón de excursiones por la calle para llevarte a esta zona y mostrarte cuales son las mansiones de los famosos. A nosotros no es que nos hiciera mucha ilusión así es que ni compramos mapa ni hicimos excursion…

Las calles son bonitas y en las avenidas principales hay un montón de típicas palmeras larguísimas, interminables…

Después de visitar Beverly Hills decidimos irnos para Venice Beach y buscar allí alojamiento para dormir esa noche, así es que eso hicimos…

Al llegar vimos indicaciones de un par de Hostales y paramos a preguntar a ver si tenían habitaciones libres, los dos eran un auténtico caos, todo revuelto, estaban llenos de gente joven (surferos sobre todo) que entraban y salían, cogiendo mantas, sábanas…una locura…en uno de ellos nos dijeron que no tenían camas libres pero que tenían otro hotel cerca de la playa donde si que tenían alguna habitación disponible.

La chica, que hablaba español, nos dio unas indicaciones y nos fuimos en busca del Hotel Cadillac (www.thecadillachotel.com/history.htm) . Lo encontramos sin mucha dificultad, tenía parking, así es que dejamos allí el coche y nos fuimos para la puerta del hotel. Si os decimos la verdad, aunque el hotel estaba al lado de la playa, la calle daba un poco de yuyu, estaba llena de mendigos, unos cantaban, otros reían, otros tocaban la guitarra…daba ganas de salir corriendo!!!

Pasamos al hotel y la verdad es que tenía muy buena pinta, nos cobraban 100$ la noche, nos enseñaron la habitación y era preciosa, recién reformada, muy bonita, así es que nos quedamos allí.

Dejamos las maletas, nos pusimos una chaqueta (por la noche refresca bastante) y nos fuimos a cenar algo. 

Justo debajo del hotel, en la orilla de la playa había un par de bares y en uno de ellos que había buen ambiente de gente joven, hippie, surfera, “On the Waterfront Café” (www.waterfrontcafe.com), nos tomamos unas cervezas y miguel se tomo un sándwich de pollo, nos gustó bastante.

Bien dicen que por la noche todos los gatos son pardos, la verdad es que nos quedamos un poco descolocados con lo que veíamos de Venice Beach a la luz de la luna…caravanas, hippies, mendigos para parar un tren…donde nos habíamos metido??como no estábamos muy seguros nos fuimos a dormir…

Día 17/04/2008 (10º día)

Dormimos de maravilla en el Cadillac, así es que al levantarnos bajamos a recepción y les dijimos que nos queríamos quedar esta noche también, total tampoco teníamos otro sitio cogido así es que mas vale lo malo conocido que lo bueno por conocer no??

Nos pegamos una ducha y nos bajamos con intención de ver que era exactamente Venice Beach ya que la imagen que teníamos de por la noche nos tenía despistados…

De día las cosas cambian y mucho…

Nos tomamos un pedazo de desayuno en una cafetería justo a la salida del hotel donde había un camarero argentino muy simpático con el que estuvimos hablando. Nos contó que Venice Beach es totalmente diferente a, por ejemplo Santa Mónica. Nos dijo que paseando por el paseo marítimo encontraríamos infinidad de tiendas, puestos, artistas y locos, sobre todo muchos locos…

Era temprano pero empezamos a pasear por el paseo marítimo, ya iba gente caminando, corriendo, montando en bicicleta…los primeros puestos iban abriendo y los artistas estaban colocando sus obras en el suelo…hacia una mañana muy buena para pasear.

Habíamos leído que Venice Beach es famosa por su cultura única y un tanto peculiar y la verdad es que si que es una zona bastante peculiar, hay mendigos por todos lados, mucha gente de todo tipo, sobre todo gente joven que se dedica a vivir como puede, a pintar, a   hacer pequeños espectáculos en la calle…no tienen preocupaciones, duermen en la calle, en caravanas pintadas de colores y aparcadas a pie de playa…son locos al fin y al cabo, pero no molestan a nadie…

Disfrutamos muchísimo paseando por Venice Beach. A nosotros nos encantan los mercadillos y las tiendas por lo que estábamos como pez en el agua!! Entrábamos y salíamos de las tiendas, buscábamos cosas para comprar, de echo compramos mogollon de cosas, camisetas a tuti plen y un bañador para Miguel, otras cuantas camisetas para mi, un cuadro precioso de un hada pintado por uno de los artistas de la zona que ahora adorna una de las paredes de nuestro pasillo…imanes para la nevera, tazas…de todo!!!!!

Hay también un montón de sitios donde hacen tattoos y piercings pero por la pinta que tienen cualquiera se fía!!!!

Vimos también el “Muscle Beach” un gimnasio al aire libre a pie de playa, bastante curioso…aquí os donde dicen que descubrieron a Arnold Schwarzenegger cuando esculpía sus musculitos y lo ficharon para la gran pantalla…

Después del largo paseo por Venice Beach decidimos  coger el coche e irnos a buscar la Hollywood Sign para tomar fotos cerquita.

Habíamos buscado por Internet páginas, relatos, opiniones de gente que nos dieran alguna pista del mejor sitio para tomar fotos desde cerca del famoso letrero pero la máxima información que conseguimos fue que había buenas vistas desde la esquina del Sunset Boulevard y Bronson Avenue así es que pusimos la dirección en el GPS, nuestro gran compañero de viaje!!!! Y nos fuimos en busca de la señal…

Cuando llegamos a la citada esquina nos encontramos algo que también nos iba haciendo falta ya: una gasolinera!! echamos combustible, miramos a ver donde estaba la Hollywood Sign y si, se veía pero muy, muy, muy lejos… eso no nos servía teníamos que acercarnos mas!!!

Comenzamos el recorrido, sube calles, baja calles, vueltas para arriba, vueltas para abajo, unas veces se veía la señal cerca, otras veces en el quinto pino, otras ni se veía nos habíamos pasado, vuelta otra vez, ahora a la izquierda, ahora a la derecha….ufffff…menudo recorrido!!!! Pero mereció la pena, claro que sí, sólo nos quedaba subir una calle unas cuantas curvas y allí detrás de unas casas, al lado de un pedazo de antena, estaba la famosísima Hollywood Sign símbolo de la ciudad…no es posible acercarse mas de lo que nosotros estuvimos, entre otras cosas porque hay un cartel que te prohíbe acercarte más…aprovechamos para hacer muchísimas fotos ya que no había absolutamente nadie en la zona.

Después cuando ya nos marchábamos entonces llegó otro coche con unos chicos y otra pareja y se quedaron allí haciéndose el reportaje fotográfico…

Volvimos a pasarnos por Beverly Hills, vimos el famoso hotel “Beverly Hills” donde se han hospedado mogollón de famosos y paramos en un parquecillo en el que vimos un gran cartel de Beverly  Hills para hacernos algunas fotos, ya que estábamos allí había que aprovechar…

Fuimos después a una de las calles considerada mas cara del mundo, Rodeo Drive, dimos una vuelta para ver el ambientillo, aunque a nosotros nos va mas el tema mercadillo y chiringuitos!!!! 

Estuvimos también recorriendo también Sunset Boulevard, mas tiendas, restaurantes…como no habíamos comido ya que todavía estábamos llenos del desayuno que habíamos tomado, pasamos a un Starbucks Coffee a tomar un capuchino frío  buenísimo con caramelo y mucha nata, como a nosotros nos gusta!!

Cuando terminamos el café estaba ya oscureciendo así es que decidimos irnos a Santa Mónica y pasear por el Pier ya iluminado, estaba muy bonito ya que estaba todo el parque de atracciones iluminado y la noria mola un montón toda llena de luces…

El ambiente de noche en Santa Mónica es totalmente diferente a Venice Beach, es como mas refinado, la gente pasea aunque sea de noche y hay mas animación, en Venice Beach no hay mucha gente paseando de noche, solo sus peculiares habitantes con su propia animación.

Después de un rato paseando también por 3rd Street Promenade donde había muy buen ambiente, había músicos tocando por la calle y haciendo espectáculos y los restaurantes tenían las terrazas a rebosar. Volvimos a la tienda de los aparatejos, Miguel no puede remediarlo, le encantan, estuvo a punto de comprarse una Ipod, al cambio los precios allí son mucho mas baratos que aquí en España.

Volvimos para Venice Beach y fuimos a cenar a On the Waterfront Café de nuevo ya que la noche anterior nos había gustado bastante, tomamos pizza y ensalada del césar y, como no, un par de cervezas bien fresquitas.

Después a dormir ya que al día siguiente teníamos que dejar el hotel y viajar de vuelta a San Francisco…se nos estaba acabando lo bueno…

Día 18/04/2008 (11º día)

Nos levantamos mas o menos temprano, ducha y a hacer las maletas, hicimos el check out y compramos unos sandwiches y chucherias en una tienda que había justo enfrente del hotel (provisiones para el viaje), arrancamos el coche y comenzamos el recorrido por la Costa Oeste desde Los Ángeles hasta San Francisco, donde teníamos que coger el avión de regreso a la mañana siguiente. 

Teníamos todo el día por delante para llegar a nuestro destino por lo tanto podríamos disfrutar de lo que nos fuésemos encontrando por el camino…

Viajar costeando es una maravilla, el viaje se te hace muchísimo mas llevadero que por la autovía (por supuesto), vas mas entretenido y disfrutas mucho mas…

Nuestra primera parada en el camino la hicimos en Malibú. Nos costó un poco acceder a la playa ya que al intentarlo varias veces por calles que parecían ir directas a la zona de playa siempre terminábamos en zonas privadas.

Antes de llegar ya se podían ver los surferos esperando la llegada de las olas…

Hay zonas de la playa donde hay casas lujosas en la arena. Donde paramos nosotros era una playa normal y corriente, parecida a la que vimos en Santa Mónica, hacia mucho viento. Miguel se animó y metió los pies en el agua, que estaba como el hielo!!!!

Seguimos nuestro recorrido, daba gusto conducir, hacía un día soleado y la música que generalmente sonaba en las cadenas de radio que sintonizábamos era bastante buena, menos cuando a Miguel le daba por poner una radio Mexicana con unos presentadores patéticos y una música un poco…bueno, extraña…

Siguiente parada: Santa Bárbara.

Paramos en el centro de información turística donde nos facilitaron un mapa, Santa Bárbara es pequeñito y tiene calles y casas muy bonitas blancas y algunas adornadas con motivos españoles.

La principal atracción de Santa Bárbara son las playas que tiene, amplias y bien cuidadas. También tiene un muelle con restaurantes, tiendas y atracciones por lo que, esta zona, nos recordó muchísimo a Santa Mónica. Estuvimos paseando por el pier y encontramos un restaurante en el que servían Clam Chowder, yo no tenía hambre pero a Miguel se le hizo la boca agua así es que no pudo resistirse y se pidió uno.

Nos sentamos en la parte de fuera que daba al mar, había un montón de gaviotas al acecho, esperando a que te descuides un poco para quitarte la comida, es lo que les pasó a una familia que había en una mesa de al lado, la mujer se levanto un momento, el hombre se despistó y cuando se dieron cuenta la gaviota había cogido una cajetilla con salsa…buen provecho!!!!

Después de comer el delicioso Clam Chowder en su cuenco de pan volvimos al coche y salimos rumbo a San Luis Obispo.

Casi llegando a San Luis Obispo vimos en el lado izquierdo de la carretera un Outlet y como nos habíamos quedado con las ganas (cuando estuvimos en Las Vegas) de ir a alguno, paramos….

Estos sitios son una auténtica perdición para nosotros ya que no podemos resistirnos. Había tiendas de varias marcas y nos pusimos a comprar camisetas, pantalones (Levis por 20 € al cambio)…los precios merecían la pena…

Pasamos allí un buen rato, cuando salimos ya estaba anocheciendo, así es que pasamos casi de largo por San Luis Obispo por lo que no os podemos contar mucho de esta ciudad…

Señalamos en nuestro GPS Monterey pero cuando llegamos era completamente de noche y no pudimos ver nada…tenía muy buena pinta sobre todo la zona del viejo Fisherman´s Wharf que están animadas con restaurantes, bares, tiendas…

Pudimos ver que hay también un acuario y muchas empresas que ofrecen recorridos para la observación de ballenas.

También pudimos ver unos autobuses que parecían hacer recorridos turísticos por la ciudad.

Desde Monterey nos fuimos directamente a San Francisco, en especial al aeropuerto, eran ya las 23.00h o algo más cuando llegamos y a las 7.00h del día siguiente salía nuestro avión por lo que no nos merecía la pena buscar hotel para dormir unas horas.

Nos dirigimos a la zona de devolución del vehículo de alquiler y en el parking echamos una cabezadita, bueno Miguel la echó porque yo no tenía ni pizca de sueño, así es que me dediqué a observar a la gente cuando coge por primera vez un coche automático, es muy curioso porque casi todos frenan bruscamente, no solo me pasa a mi (y yo tenía la presión del poli eh??)

Día 19/04/2008 (12º día)

Sobre la 1.00h dejamos el coche y nos fuimos para la terminal desde la que salía nuestro vuelo, dormimos un rato allí ya que el aeropuerto estaba prácticamente “muerto” y sobre las 4.00h empezó a recobrar vida, menudo movimiento de golpe!!nos pusimos en pie, a facturar, a desayunar en un chiringuito del aeropuerto y de que nos dimos cuenta estábamos subidos en el avión rumbo a Philadelphia.

El vuelo de vuelta, como el de ida fue también con US Airways y se dio bastante bien.

Parada en Philadelphia un ratito mas bien largo y de nuevo vuelo hasta Madrid del que prácticamente no nos enteramos porque dormimos casi todo el viaje.

Llegamos a Barajas a las 7.00h del día 20/04, recogimos nuestras maletas (estaban todas) y nos fuimos a Atocha a esperar a nuestro tren que nos llevó de vuelta a casa después de haber pasado un viaje maravilloso, unos días inolvidables y muy especiales de los que nos trajimos sensaciones difíciles de borrar: Lo inigualable de San Francisco, el misterio de Alcatraz, la inmensidad de Yosemite, la grandeza de Las Vegas, la espectacularidad del Gran Cañón, la tranquilidad de las playas de Los Ángeles… y como no…el Clam Chowder y….esos locos…